REGALOS DEL DÍA DEL PADRE: UN DULCE RECUERDO

FOTOS FRANCISCO MUÑOZ

Una idea genial para que papá coma delicioso, pero los niños se diviertan es literalmente un pastel en blanco. Los pequeños se la ingeniarán para dibujar algo lindo.

Galia López, comenzó hace 10 años a hornear. Hacer pasteles y repostería era y sigue siendo su hobbie, es algo que le encanta y la relaja. La madre de familia creó así La Galleta, un negocio al que no solo le imprime creatividad, sino mucho amor.

“Recibir los comentarios de que ‘está buenísimo’, ‘nos encantó’ y ‘es adictivo’, es de las mayores satisfacciones que puedo tener. Y el ver la cara de emoción de mis clientes cuando entregas un pastel y en ese momento sabes que el diseño les gustó”.

Para Galia el encanto de los postres son muchas cosas, desde el sabor, colores, diseño… Pero lo más importante es con quien lo vas a compartir o a  quien te recuerda.

Para el Día del Padre a Galia se le ocurrió crear un pastel en blanco, para que los pequeños puedan dibujar sobre este y dedicarle frases a su papá.

“Como mamá me he dado cuenta que ver las cosas que tus hijos preparan, hacen o decoran con sus propias manitas es la emoción más grande del mundo, pensé en algo que los chiquitos pudieran hacer para sus papás, mi primera opción era que usaran betún mantequilla y queso, pero un poquito más difícil de maniobrar. Empecé a buscar ideas y di con esto y se me hizo ¡súper genial!”.

Así, el pastel de fondat totalmente en blanco se acompaña de un kit completo de pintura comestible con algunas figuritas de elección como nubes o estrellas. “Y en un video mi Mateo y yo les vamos a explicar cómo decorarlo y pintarlo paso a paso”.

Galia explicó que lo más hermoso que hay para ella, en cuanto a la pastelería, es la decoración de un pastel. “Cuando te sientas tranquila con tu música favorita y tienes todos tus colorantes, matizadores, pinceles, mangas, betún y todos los instrumentos que se requieran para la decoración de cada pastel. Que claro eso es a la hora que mis 2 hijos ya están dormidos o andan con mi esposo jugando”.

A pesar de que la pastelería y el hacer desde quequitos, fresas y manzanas con chocolate, nueces saladas con chile, macarons, cheesecake, cakepops, mini cheesecake para mesas de postre y galletitas decoradas, se le da desde hace mucho tiempo, Galia ha tomado cursos de pastelería en Saltillo y Monterrey, pero también se considera autodidacta.

“En mis tiempos libres me pongo a buscar recetas y las hago, veo que les puedo cambiar o si así como salen me gustan, también en mi casa saben que me encanta esta onda y me han regalado muchos recetarios que me han ayudado mil. Muchas de las cosas son realmente si se te da y te gusta, esto es mucho de paciencia y perseverancia”.

 

A saber

¿Tienes hijos, cuántos? ¿También les gusta la cocina?

Sí, Mateo de 5 y Helena de 1.5.

“Les encanta pero probar lo que hago (risas), Mateo cada vez que hago fondant me dice que si le regalo para hacer una figura…. Volteo a los 5 min y ya se lo está comiendo y no hizo ni figura ni nada (risas)”.

Mensaje para los papás en su día:

“Espero que disfruten muchísimo su día en familia y los consientan mucho”.

Anécdota chistosa en la cocina:

“Los macarons los aprendí a hacer de receta y no en algún curso, y  me salían horribles como todos quebrados y apachurrados. Lloré literal y no entendía qué pasaba, dije ¡no, nunca voy a poder! Después me di cuenta que mi receta  está a en grados F y no en C (risas)”.

¡Síguela en redes!

Instagram: @lagalleta_20

Nidia Martinez
Nidia Martinez

Reportera y creativa. Escribe sobre las tendencias actuales de música, cine, series, famosos y todo lo relacionado con el mundo del espectáculo. Particular interés en entrevistas con músicos. Fanática de la literatura infantil, los perros y la cerveza.

No hay comentarios

Comentarios cerrados