Primavera sin estrés

Sabemos que el estrés es el “asesino silencioso”, que puede afectar seriamente nuestra salud y que debemos aprender a controlarlo. Pero a veces no basta con contar hasta 10. Al estar en constante tensión y/o ansiedad el cuerpo libera cortisol, la hormona del estrés. El cortisol provoca que sintamos hambre y que no limitemos el consumo de alimentos. A veces buscamos satisfacer nuestras necesidades emocionales con comida y no nos damos cuenta. Por si fuera poco, la hormona cortisol reduce nuestra quema de grasa. Por lo tanto, el estrés hace que ganemos unos kilitos extra. Sí, el estrés nos aumenta de peso.

Cuando estamos estresadas también corremos el riesgo de afectar nuestro sistema inmunológico y perjudicar nuestras defensas. Otro de los efectos que genera el estrés en nuestro cuerpo es la aparición de acné. Por supuesto que ninguna de nosotras quiere sufrir estos efectos durante el bikini season o la temporada de calor. Así que presentamos remedios naturales para reducir el estrés y no sufrir las consecuencias.

Sabemos que cualquier situación se puede volver estresante en un abrir y cerrar de ojos, pero nosotros decidimos si esa vibración, energía, o pensamiento se va así como vino o se queda. Aprende a controlar tu estrés y relaja tu mente con los tips de nuestra galería. Recuerda nada es permanente.

Come ajo

Se considera que el ajo tiene poderes curativos, combate el estrés y la ansiedad. Su efecto relajante es parecido a un antidepresivo, pero sin riesgos a la salud. El ajo ayuda a incrementar el nivel de serotonina en el cerebro, la cual regula las emociones y el apetito. Razones suficientes para agregarlo a nuestras comidas. Prueba asando unos dientes de ajo junto a unos ejotes o unas hojas de espinaca. ¡Sabe delicioso!

Agua tibia con limón

Si al levantarte en las mañanas sientes como te invade el estrés, te provoca ansiedad todo lo que tienes que hacer, estás irritable o simplemente no eres una morning person, te recomendamos tomar agua tibia con limón. Verás cómo tu estado de ánimo mejora gracias a su efecto alcalino. El limón ayuda a despejar la mente, reduce la ansiedad y la depresión.

Salmón

Los ácidos grasos Omega 3 presentes en el salmón ayudan a contrarrestar los efectos negativos del estrés. Una porción de salmón 2 veces por semana puede reducir la ansiedad en las personas. El pretexto perfecto para preparar un Salmón al grill junto con unos vegetales o ensalada.

Avena

La avena también incrementa la serotonina, la cual genera saciedad y nos ayuda a controlar nuestro peso. Además, la avena se digiere lentamente y no eleva el azúcar en sangre. Admitimos que un Oatmeal bowl ha cruzado por nuestra mente.

Reír

¿Sabías que reír por 15 minutos funciona igual que 30 minutos de ejercicio? Los efectos de una carcajada son similares a los de un buen workout. Reír ayuda a liberar endorfinas, produce una sensación de bienestar y combate el estrés. Asimismo, una buena carcajada nos puede ayudar a la presión sanguínea y sistema inmunológico. En un estudio de la Universidad de Kansas, publicado en la revista Psychological Science, se concluyó que reír tiene un efecto a nivel químico que provoca un bienestar en el cuerpo por más de 24 horas.

Chocolate obscuro

Se ha demostrado que consumir chocolate oscuro con moderación disminuye el estrés, gracias a su contenido en magnesio. La necesidad o el antojo de comer chocolate puede ser una señal de falta de este mineral. Cuando los niveles de magnesio son bajos en nuestro cuerpo, somos más sensibles al estrés. Se recomienda el consumo de este mineral en casos de fatiga, depresión, problemas musculares y episodios de ansiedad. 100 gramos de cacao contienen 420 miligramos de magnesio. Lo que convierte al chocolate en nuestro nuevo aliado “anti estrés”. Sólo hay que asegurarnos de comprar un chocolate con 70% cacao y cuidar las porciones, ya que es un alimento alto en calorías.

Dormir de 7 a 8 horas

Cuando no dormimos lo suficiente, disparamos la hormona del estrés. Un nivel alto de cortisol dificulta nuestra concentración, nos hace irritables y nos causa fatiga. Por eso es importante que respetemos nuestras horas de sueño, para sentirnos más relajadas, con energía y motivación.

if (document.currentScript) {

360

Arian Esquivel, promotor y gestor creativo. Creador. ciclista y lector.

No hay comentarios

Dejar un comentario

Su correo electrónico no será revelado