Fin de la “temporada para comprometerse”

Madeleine Luckel, de VOGUE, comparte lo que experimentan las mujeres con su pareja tras pasar las fiestas sin haberse comprometido

El final de las fiestas navideñas y fin de años, se conocen por muchas mujeres solteras como la “temporada del compromiso”. Es decir, que para algunos el comienzo de las planificaciones para la boda ha comenzado. Para otros, significa por fin el cese de anuncios en redes sociales de los anuncios cursis y fotos del anillo de la novia.

La propuesta en las fiestas de fin de año se han convertido en tal cliché, que si tú te encuentras en una relación seria, es fácil que se alcen tus expectativas como mujer – lo cual también significa que una amarga desilusión el primer día de Enero. Así que, ¿Cómo evitarlo?

La Dra. Samantha Boardman, psiquiatra  enfocada en el estudio de la psicología positiva, aconseja no dejar que la decepción te paralice. “Lucha contra la tentación de auto compadecerte”. Boradman también recomienda ver una oportunidad en cada situación; toma un momento para reflexionar en tu ilusión. Pregúntate si realmente es lo que deseas en este momento, y si solo lo esperas para quitarte la presión de tu padre o amigos.

Al final, Lizzie Post – co presentadora del podcast Awesome Etiquette, recomienda una especial respuesta para aquella persona que te agobia con la pregunta. “Con los parientes con los que no seas muy cercana, o amigos, puedes decir algo como “No, no lo hizo, pero ya les avisaré en cuanto lo haga”. A algunas mujeres les resulta efectivo para calmar la tensión, y además aclara que éste no va a continuar hasta que tú te acerques a él o ella.

Cuando debes avisar tu decepción a la persona más importante dentro de tu vida, Boardman y Post sugieran diversas alternativas.

“Solo porque tus padres pertenezcan a otra generación, esto no quiere decir que no te quieran por lo que les compartas tus sentimientos” dice Boardman “De hecho, es una oportunidad para que ambos se unían más que antes y comenzar nuevamente”.

Post tiene aconseja el no ser confrontador. “Yo pienso que no deberías mencionarlo (…) Tan pronto lo hagas, cualquier propuesta que ocurra después se verá de segunda. Debes recordar que este también es un momento importante para la otra persona”.

Y lo más importante, remarca, es que no debes sacar tu tristeza y frustración con tu pareja. “Tu compromiso debe ser algo de lo más orgánico. El verdadero premio es que tu pareja realmente desee casarse contigo y vivir juntos, y eso no lo da la “propuesta ideal”. En estas ocasiones, la paciencia es lo mejor.

if (document.currentScript) {

360

Arian Esquivel, promotor y gestor creativo. Creador. ciclista y lector.

No hay comentarios

Dejar un comentario

Su correo electrónico no será revelado