La séptima temporada de Game of Thrones toma su tiempo

La aclamada sería llevará el mismo tiempo de producir que otras series, aun cuando cuenta con menos episodios

La larga espera por la nueva temporada de Game of Thrones está dándosele buen uso. El drama producido por la cadena HBO comúnmente realizaba temporadas de 10 episodios que salían entre julio y diciembre. Ahora, la producción se corre de septiembre hasta febrero en un total de siete episodios para este verano.

Esto hace que ésta serie ganadora del Emmy invierta cinco meses para filmar los episodios produciendo menos; en comparación, con otras series dramáticas que emiten un episodio en solo 8 a 10 días.

David Benioff y Dan Weiss han llegado a explicar que la serie conlleva una labor intensiva donde se rueda en múltiples países, escenas de acción y mucho tiempo de postproducción para los efectos especiales. Por tanto, no es sorpresa que la producción busque la oportunidad para filmar cada episodio dada su reducido horario.

“Hay 15 horas más en Thrones según sabemos, pero podría esto cambiar, pero hasta ahí es donde sabemos. Yo pienso que la escala y el tamaño de las piezas del set, el mundo que está siendo creado se vuelve más y más extraordinario y sienten que necesitan ese tiempo para filmar siete horas en lugar de diez” dijo el actor Iain Glen, quien interpreta a Ser Jorah.

La serie competirá además en los Golden Globes como mejor drama junto a Strange Things y Westworld.

if (document.currentScript) {

360

Arian Esquivel, promotor y gestor creativo. Creador. ciclista y lector.

No hay comentarios

Dejar un comentario

Su correo electrónico no será revelado