UNEN ESFUERZOS PARA APOYAR A FAMILIAS FORÁNEAS

CORAZONES UNIDOS

La asociación cuenta con una red de 365 voluntarias, que donan su tiempo, mano de obra y productos a las familias foráneas con niños internados en el Hospital del Niño.

FOTOS CORTESÍA

La Asociación Civil Corazones Uniendo Familias tiene más de cinco años apoyando a la Estancia para Familiares de Pacientes Hospitalizados del Hospital del Niño “Dr. Federico Gómez Santos”, para que tengan condiciones dignas mientras sus niños se encuentran en tratamiento.

CORAZONES UNIDOS

A la estancia llegan familias en condiciones vulnerables, muchas veces sin dinero, que además de enfrentar la condición médica de sus niños -sin saber cuándo podrán salir o si podrán curarse- deben vivir allí por días, a veces sin posibilidades de alimentarse.

CORAZONES UNIDOS

Por ello, en marzo de 2015 Alejandra Garza y Lety Pinales iniciaron con el proyecto a partir de una plática sobre la importancia del servicio social. Pinales llevaba meriendas a la Clínica 2 del IMSS los jueves y Garza, al notar las carencias que había en el Hospital del Niño, le propuso implementarlas allí, pero de manera diaria.

CORAZONES UNIDOS

Se empezó esta obra con seis personas y se inició solamente con desayunos. Viendo las carencias que había, se implementaron las comidas y las meriendas, invitando a más gente a participar por medio de coordinadoras que llevan a cabo esta gran labor.

CORAZONES UNIDOS

Ahora, además de brindar alimentos, entregan artículos de higiene y de limpieza. También organizan dos grandes eventos anuales: el toallatón y el colchatón, en verano e invierno, para que la gente tenga toallas para bañarse y cobijas para protegerse del frío.

CORAZONES UNIDOS

CORAZONES UNIDOS

CORAZONES UNIDOS

La asociación cuenta con un comité y múltiples coordinadoras, quienes se encargan de que todos los días la estancia cuente con apoyo, organizando las visitas de las voluntarias. En promedio, ayudan a las 30 o 40 personas que están ahí, a veces pueden ser más o menos.

Se aliaron a la Fundación Corazones Rojos A.C., que brinda apoyo espiritual y consuelo. Además, empresas, grandes o pequeñas, e individuos se han sumado a la causa cubriendo alguna de sus múltiples necesidades, pues no aceptan donativos en efectivo.

CORAZONES UNIDOS

La respuesta de los saltillenses es una de las más grandes satisfacciones de la asociación, pues han encontrado a muchas personas generosas y grandiosas dispuestas a donar su tiempo, su mano de obra, comida y artículos esenciales.

¿Cómo apoyar?

Corazones Uniendo Familias solo acepta donativos en especie y voluntariado, para garantizar que la ayuda llegue a quienes más la necesitan.

CORAZONES UNIDOS

Desde alimentos para los padres, material de limpieza, artículos de higiene hasta trabajo de reparación o remodelación de la estancia o fumigaciones. Es gracias al compromiso de la ciudadanía que el proyecto ha crecido y se mantiene luego de cinco años.

Cualquier persona puede unirse, de la forma que le sea posible. Si no sabe cómo ayudar, los miembros de la asociación le encontrarán un equipo y una tarea adecuada.

CORAZONES UNIDOS

Dificultades ante la contingencia

Sin embargo, sus esfuerzos se vieron interrumpidos desde marzo debido a la pandemia de coronavirus. Para proteger a sus voluntarias disminuyeron al mínimo las visitas a la estancia y los apoyos. Esperan a que la situación mejore y las autoridades empiecen a levantar las restricciones para continuar con su labor.

CORAZIONES UNIDOS

CORAZONES UNIDOS

Mensaje a los lectores: es muy importante tener servicio social en tu vida. Te sensibilizas y te enriquece tanto en tu vida, que es más lo que tú recibes a lo que das. Ésta fue una obra de Dios, que gracias a las personas que participan en ella se lleva a cabo. Muchas familias son beneficiadas día a día.

Cómo unirse: cualquiera puede convertirse en voluntario, solo necesita contactar con la asociación y recibirá guía para determinar en qué forma puede sumarse.

Contacto:

Facebook: Corazones Uniendo Familias A.C.

Teléfonos:  (844) 160 91 10 y 104 14 46

Avatar
Carolina García

Nació en Saltillo, Coahuila en 1995. Ama la lectura y narrar historias. Es licenciada en comunicación por la Facultad de Ciencias de la Comunicación de la Universidad Autónoma de Coahuila. Participó en las antologías de cuento: “Imaginaria” (2015), “Los nombres del mundo: Nuevos narradores saltillenses” (2016) y “Mínima: Antología de microficción” (2018).

No hay comentarios

Comentarios cerrados