Remedios naturales para afecciones comunes

limones

Estos remedio natural te ayudarán a sanar esas afecciones comunes como lo es el dolor de cabeza, gases y el dolor de garganta. Muchos son los que buscan soluciones a estas dolencias porque la realidad es que son molestas y aunque existen medicamentos para curarlas, los naturales que puedes encontrar en casa te ayudarán a no irritar mucho tu estómago.

Dolor de cabeza
Checa las causas del dolor de cabeza y entre todas ellas, destacamos el cansancio, la mala (o incorrecta) alimentación y los cambios hormonales. Suelen ser más abundantes entre las mujeres.
Si eres de los que tienen dolores de cabeza muy a menudo, lo primero es que empieces a incorporar la alcachofa en tu alimentación. Además es importante que elimines los frutos secos, el café y el chocolate. Si eres amante del café, tómatelo descafeinado.
El té de manzanilla, de limón y el de menta se caracterizan por ser relajantes y su función será la de aliviar la tensión de tu cefalea. Puedes probar a añadir hielo. No tomes azúcar blanco prefiere edulcorantes naturales o bien azúcar moreno.
Si tienes el dolor localizado (cuencas de los ojos, sienes, coronilla…) prueba a masajearte con algún aceite de relajación, como por ejemplo el aceite de lavanda o de argán.

El jengibre es conocido por sus beneficios digestivos e intestinales.
El jengibre es conocido por sus beneficios digestivos e intestinales.

Gases
Los gases suelen deberse a varios factores: de salud o de alimentación. No hay más. Dentro de los problemas de salud es frecuente el colon irritable, metabolización incorrecta de proteínas y grasas, entre otras.
Si tienes tendencia a la acumulación de gases, toma un té de menta, manzanilla o hinojo después de las comidas principales. Sus propiedades digestivas e intestinales ayudarán a relajar toda la zona reduciendo las probabilidades de sufrir otro episodio tan incómodo de flatulencias.
Bebe un yogur con media cucharadita de canela.
Masca jengibre. Inténtalo hacer después de las comidas más importantes del día. Ahora bien, se trata de un ingrediente de sabor muy fuerte e incluso desagradable. Presta atención al tamaño del trozo que macarás, tampoco suena bien que acabes con náuseas.

También está demostrado que el caldo de pollo casero puede ayudar a combatir mejor el estado gripal.
También está demostrado que el caldo de pollo casero puede ayudar a combatir mejor el estado gripal.

Dolor de garganta
Ahora que estamos en pleno invierno, es normal que sufras episodios de gripe, mucosidad y dolor de garganta.
Haz gárgaras con sal, miel o limón.
Está demostrado científicamente que realizar gárgaras con sal, por ejemplo, suaviza el dolor de garganta. Es tan fácil como mezclar media cucharada sopera de sal por cada vaso (250 ml) de agua durante 30 segundos. Este mismo proceso lo debes realizar como máximo 3 veces al día. Si lo hacemos más, podría causar el efecto contrario.
La miel es otro de los ingredientes estrella cuando tienes gripe. Por sus beneficios antisépticos y su efecto calmante dentro de la garganta. Tómate un par de cucharadas de miel al día y hazlo lentamente, para que vaya bajando suavemente por tu garganta.
También está demostrado que el caldo de pollo casero puede ayudar a combatir mejor el estado gripal. Es importante que sea casero porque serás tú quién controle la cantidad de apio en el caldo. Es tan fácil como cortar un apio entero, las carcasas de pollo y las verduras que más te gusten para acabar de darle consistencia a tu caldo curador.

No hay comentarios

Dejar un comentario

Su correo electrónico no será revelado