¿QUIÉN SOY? ¿QUÉ QUIERO SER? ¿A QUIÉN QUIERO CERCA?

“La clave para gestionar a otros de manera efectiva es manejarse uno mismo primero. Cuanto más conoces de ti mismo, más puedes relacionarte con los demás, desde una posición de confianza, seguridad en uno mismo y fortaleza”  Weisinger

 Todas las situaciones que nos toca atravesar y que sin duda tienen un para qué en nuestra vida, vienen a mostrarnos parte de la luz y obscuridad que habita dentro de nosotros. Y como hemos venido reflexionando anteriormente sobre el ser compasivos ante el dolor de otros y el manejar asertivamente la ansiedad que nos genera el COVID, quisiera aprovechar esta cuarentena para realizar un viaje de autodescubrimiento.

Bien dice la frase “No me pregunten quién soy, ni me pidan que siga siendo el mismo.” No somos los mismos que ayer, ni somos los mismos del 2019. Hoy se ha movido todo lo que aparentaba estar estable y se ha desequilibrado nuestra área social al no poder ver a los que queremos, la afectiva al no poder abrazar a nuestros padres, la emocional al sentir que nos sobrepasa la ansiedad del no saber que viene, la física al no poder realizar las actividades que solíamos hacer e intelectualmente al no tener pies ni cabeza en nuestros pensamientos. Pero es con este desajuste, cuando la energía tiene que purificarse, sanarse y desbloquearse. Cuando hemos de dejar a Dios ser Dios y hemos de soltar el ego, fluir ante esto que no podemos controlar y ser conscientes de está en nuestra actitud y disposición como redirigir nuestra mirada.

El guion de la película de nuestra vida, se va escribiendo todos los días, seamos conscientes o no de él. Cada día vivimos nuestro propio sueño, o el sueño que los demás esperan de nosotros. Hoy que todo se ha parado, sería bueno darte permiso de preguntarte, ¿Te sientes feliz y pleno con la vida y el estilo que llevas?

¿Qué cosas te has dado cuenta en este aislamiento?

¿Qué de tus prioridades hoy decides cambiar y has comenzado a valorar?

Cuando hablamos de definición de proyectos, propósitos y la materialización de los deseos que tenemos, el autoconocimiento es la herramienta más esencial para comenzar a trabajar. Todo esto que estamos viviendo, estos cambios familiares, personales, profesionales, traen consigo muchas preguntas de hacia dónde vamos y hacia dónde queremos ir. Este cuestionarnos, preguntarnos, estas dudas… nos invitan a replantearnos nuestros pensamientos y nos muestran quien somos hoy realmente. Es necesaria una confrontación con nuestra vida, para reconocer qué realmente nos satisface, cuáles cosas disfrutamos y sabemos hacer de verdad, y en qué pequeñas cosas radica nuestro verdadero gozo. Es necesaria esta transformación para valorar, agradecer y vibrar todas las bendiciones que hoy tenemos.

Te puede interesar: ¿Cómo manejar asertivamente la ansiedad?

¿Qué conforma el primer paso para conocernos quién somos a partir de esta pandemia que hoy nos toca vivir? Te presento a continuación, las 3 mejores herramientas para desarrollar en ti ese autoconocimiento, de forma práctica, sencilla y clara:

  1. QUIÉN SOY. “Quién soy, quién quiero ser, y cómo llegaré a serlo”

Define tres columnas y especifica en una quién eres en este momento, en otra quién quieres llegar a ser, y en la última columna, qué herramientas te llevarán a serlo. Si pensamos en la persona que queremos convertirnos, tendremos que trabajar en actitudes y hábitos que se convertirán en virtudes y nos llevarán a lograrlo. Walt Disney decía: “Pregúntate si lo que estás haciendo hoy, te acerca al lugar en el que quieres estar mañana.”

También permítete elegir a dos personas que aprecies, que sean de confianza y honestas, que te digan cómo te ven en este momento y cómo te perciben. Esto te dará un panorama de lo que reflejan tus actitudes y acciones.

  1. LA LÍNEA DE TU VIDA.

Crea una línea del tiempo, una línea de tu vida. Marca un punto medio que represente el ahora, y comienza a incluir en tu pasado, las experiencias y situaciones que consideras relevante de tu vida. La segunda parte a raíz de tu presente, se enfoca en tu futuro. Señala los objetivos más cercanos, y los que anhelas vivir en unos años. Este ejercicio busca que realices un viaje a tu interior, te sientas agradecido por los aprendizajes vividos, y recuerdes tus deseos y lo verdaderamente importante que deseas vivir y experimentar.

  1. DIARIO/LIBRETA DE EMOCIONES.

No todos somos personas de hablar y expresar, pero todas las personas sentimos y tenemos emociones positivas y negativas. Es importante canalizarlas y expresarlas en cierta forma. El plasmarlo en papel, nos permitirá conocernos más a nosotros mismos, entender o ver desde otra perspectiva las situaciones y a las personas. El diario emocional facilita el autoconocimiento, porque te permite estar consciente de tu propio estado emocional, conocer tus emociones o actitudes repetitivas y entender qué pensamientos constantes te generan emociones negativas. Simplemente escribe y transcribe… “Me sentí, me dolió, disfruté…” Reconoce y acepta toda emoción, ese diario es para ti solamente.

4. A QUIÉN QUIERES CERCA.

Realiza una lista de los 3 núcleos significativos que mas nutren tu vida. Identifica 10 personas que suman, nutren, te generan paz, te hacen sentir acompañado o impulsado. Realiza también la lista de las personas que deseas mantener no tan cerca, porque ese límite es sano también para tu salud mental.

Terry Neill decía que el cambio es una puerta que sólo puede abrirse desde adentro. ¿Quieres que tu vida, tu situación, o esto que tanto te agobia cambie? Cambia tu primero. Conócete, para amarte, valorarte, respetarte, darte en calidad y disfrutar de la vida tan maravillosa que Dios te da. A medida que te reconozcas cómo ese regalo, podrás convertirte en un regalo para tu entorno. Que atravieses esta pandemia resurgiendo mucho más tu, más auténtico, más libre, más agradecido, más compasivo, más pleno y más sabio.

 

“Quien mira hacia afuera, sueña. Quien mira hacia adentro, despierta.” Carl Jung

Marijose César

Mamá, esposa, terapeuta y coach Internacional por la Escuela Internacional de Coaching en España y en New York University, Certificada en Superar pérdidas emocionales por The Grief Recovery Institute. Experta en Comunicación asertiva.

No hay comentarios

Comentarios cerrados