PARA CUIDAR LA SALUD MENTAL DE LOS UNIVERSITARIOS

Programas de prevención y acompañamiento en problemas de ansiedad y estrés, una necesidad básica para universidades.

Programas de prevención y acompañamiento en problemas de ansiedad y estrés, una necesidad básica para universidades.

Por: Carolina García

Fotos: Luis Meléndez

Entrar a una nueva etapa escolar puede derivar en problemas de estrés y ansiedad en los jóvenes, por eso las instituciones que apuestan por adaptarse a las nuevas necesidades de los alumnos de esta generación implementan programas de apoyo.

La vida universitaria exige mayores niveles de autorregulación y esto puede generar momentos de crisis o de confusión, lo que a su vez repercute en la vida personal y académica de los estudiantes.

“Estamos trabajando en un programa muy preventivo, el acompañamiento que damos, desde las materias formativas, está orientado durante todo el semestre a acompañar a nuestros alumnos y poder detectar problemas”, explicó Mara Martínez Valero, coordinadora en la Universidad La Salle.

Programas de prevención y acompañamiento en problemas de ansiedad y estrés, una necesidad básica para universidades.
Mara Martínez Valero.

Estos momentos difíciles pueden darse tanto en época de exámenes como en cualquier otro momento del semestre e incluso en las temporadas vacacionales. Suelen ser multifactoriales: conflictos académicos o en las relaciones de amistad, de noviazgo o familiares.

“Particularmente las cuestiones de noviazgo, algo que también vemos en el plano emocional, es la codependencia o las dependencias emocionales. Creo que estas generaciones les cuesta más trabajo desapegarse del vínculo de noviazgo”, explicó Carlos de León Vela, director de extensión universitaria.

De acuerdo con Martínez Valero, el objetivo del programa que implementan es crear una comunidad que sea consciente, en la que se normalice a los profesionales de la salud mental, y entre pares se apoyen para enfrentar estas situaciones o buscar ayuda.

“Una vez que tenemos comunidades más sensibles, acudir a terapia, acudir a recibir un acompañamiento o incluso un servicio psiquiátrico pues es mucho más sencillo enlazarlo”, expresó la también psicóloga.

Programas de prevención y acompañamiento en problemas de ansiedad y estrés, una necesidad básica para universidades.
Carlos de León Vela.

La comunidad estudiantil ya ha desarrollado sensibilidad para detectar las señales de alerta y advertir a los maestros.

“Nos ha pasado que hay gente que trae de la mano al otro y dice: ‘necesito que hables con él porque algo le está pasando’.

“Es decir, como que ya pasamos ese nivel en el que los pares también tienen los ojos muy abiertos, los oídos muy abiertos”, agregó de León Vega.

Este programa sigue la misión de la Universidad La Salle: fomentar la formación integral de los estudiantes.

Por eso, busca brindar a los jóvenes las herramientas necesarias identificar y enfrentar las situaciones que les generan ansiedad y estrés. Si el caso es complicado o supera los límites de la escuela, se les canaliza con terapeutas externos.

Señales de alerta para detectar si un joven tiene problemas de ansiedad:

  • Irritabilidad
  • Llanto
  • Trastornos del sueño: dormir de más o de menos
  • Cambios en la alimentación: pérdida de apetito, comer de manera compulsiva
  • Descuido de la higiene
  • Disminución del desempeño escolar
No hay comentarios

Comentarios cerrados