10 FRASES PARA EMPODERAR A TUS HIJOS EN ESTE REGRESO A CLASES

“La paternidad es el trabajo más duro en la tierra. Eres el responsable del desarrollo físico, emocional y mental de otro ser humano.”

Se terminan las vacaciones y todos, tanto niños y grandes, nos desacostumbramos al ritmo escolar. Es normal que como papás nos de emoción el regreso a clases y el inicio de un nuevo ciclo en la vida de nuestros hijos, pero al mismo tiempo, nuestros hijos también viven todo tipo de emociones.

Es natural que el inicio de algo nuevo vaya de la mano de ansiedades sobre quién tocará en su salón, cómo será su maestro o un miedo natural al cambio de rutina. Cuidar la salud emocional de nuestros hijos es igual de importante que cuidar la salud física.

Karen Stewart, psiquiatra, afirma que el año nuevo escolar puede ser estresante y más para los que viven una transición de escuela. Stewart recomienda seis consejos para reducir la ansiedad del regreso a clases;

Reconoce sus preocupaciones y estrés, lo que le angustia. Asegúrate de hacerle sentir que es normal estar nervioso y actúa con confianza.

Habla sobre los posibles problemas y preséntale alternativas de solución.

Anímale y recuérdale las experiencias positivas del año anterior que puedan alegrarle. Refuérzale sus fortalezas y talentos.

Busca integrar la rutina lo antes posible, sobre todo en el horario de sueño y alimentación. Recuerda que la rutina siempre genera seguridad.

La primera semana, enfócate en elogiarlos, ser organizada, apoyar en lo que se requiere o se haya olvidado y ser flexible.

No pases por alto cada momento que pueda servir de apoyo para reconectarte con tus hijos. Recuerda que cada situación es una oportunidad para enfrentar sus miedos. La autoestima y la confianza de los hijos, depende mucho de la apertura y actitud de los padres; al buscar acompañarlos en buscar las soluciones y avanzar en las situaciones de crisis.

Hoy quisiera invitarte a tomar ventaja de este nuevo ciclo para reconectarte con tus hijos y empoderarlos. Si te es imposible; díselos en persona, escríbeselos en un cuaderno o déjales alguna nota en su lunch.

Las cosas más valiosas de la vida se consiguen con trabajo duro, sino, no serían tan buenas ni tendrían el mismo valor. Haz tu mejor trabajo y recuerda que el éxito se trata de sentirse orgulloso de hacer nuestro mejor esfuerzo.

La única persona que puede limitarte en este mundo eres tu mismo. Las decisiones que tomas hoy forjan el mañana. Comienza a construir tus sueños poniendo todo tu empeño.

Te mereces lo mejor, sueña alto y no te conformes con menos.

No te rindas el esfuerzo le da valor a las cosas.

Lo más sorprendente de la educación, es que te permite enterarte de cosas que ni siquiera sabías que existían. Vive esta aventura con alegría.

La educación es la llave que abre la puerta a la posibilidad de elegir quién quieres y qué quieres hacer en la vida. Aprovecha cada segundo de tu día.

Después de la vida el mejor regalo que puedo darte es tu formación y educación. Todo lo demás pierde valor con el tiempo, mientras esto te sigue enriqueciendo por siempre. La verdadera felicidad implica el máximo provecho de nuestros talentos únicos.

Que las pruebas por las que pasas no te hagan olvidar todo lo que tú eres, todo lo que tienes para dar y todo lo que puedes disfrutar. Sé fiel a ti mismo y no dejes que nadie te distraiga de tus metas ni de quién eres.

En el banco emocional de los niños se cargan las emociones, valoraciones, y seguridad. Todo ingreso o salida, depende mucho, de nosotros los padres. Toma ventaja de cada momento en familia para recordarles tu amor y ser afectivo con tus hijos. A cualquier edad, los hijos necesitan sentirse queridos y eso intrínsecamente les mueve a aspirar más.

Recuerda ser paciente con cada uno de tus hijos y reflexionar que cada uno responde de acuerdo a su personalidad.

Observa las expectativas que te creas de cada uno de tus hijos y reflexiona sobre tu plan de educar a cada uno. Muy probablemente las estrategias que utilizas con uno no funcionan con el otro. La clave para una infancia feliz es permitirles a los hijos avanzar acompañándoles estando cercanos.

LA AUTORA

Mamá, esposa, terapeuta y coach Internacional por la Escuela Internacional de Coaching en España y en New York University, Certificada en Superar pérdidas emocionales por The Grief Recovery Institute. Experta en Comunicación asertiva.

Te podría interesar: HABLA AMOROSO A TUS HIJOS MIENTRAS DUERMEN, Y ESAS PALABRAS DARÁN FRUTO

No hay comentarios

Comentarios cerrados