MAMÁS EN CUARENTENA, LINDA CAVAZOS

Tan solo hace algunos días, sus agendas estaban llenas. Llevar a los niños a la escuela, atender negocios, coordinar play dates y mantener una vida social activa…

Ahora, como en gran parte del resto del mundo, todo ha sido cancelado. Los niños no tienen clases, las iglesias están cerradas, todos los grupos han dejado de reunirse y por seguridad, tampoco se puede ver a los abuelos.

En nuestra nueva realidad han surgido distintos tipos de héroes sin capa y mientras que otros están en primera línea, atendiendo a los enfermos y manteniendo nuestra sociedad a flote, las mamás están adentro.

Convertidas en maestras, chefs, artistas, jueces de concursos de cocina y hasta en elencos musicales para serenatas cumpleañeras, estas mamás saltillenses nos demuestran que la cuarentena puede ser muy divertida.

Mamá: Linda Cavazos Leal

Papá: Eloy Dewey Aguirre

Hijo: Eloy Gerardo / 12 años

Lynette / 11 años

Matteo / 8 años

En cuarentena desde el 15 de marzo

 Para Linda la cuarentena comenzó justo un día después de haber celebrado el cumpleaños de su esposo Eloy, desde entonces armar rompecabezas se volvió el pasatiempo favorito de toda la familia.

“Comenzamos con los de 500 piezas y ya estamos con los de mil. Es algo que ocupa tiempo y antes no lo teníamos, ahorita hemos disfrutado pasarla juntos, antes los niños tenían que dormir muy temprano, o tenían sus clases de las tardes”, dijo.

A cada actividad le dedican un horario, tiempo en familia, para deportes los cuales juegan junto con papá y mamá, tareas del colegio y tiempo libre. Evitando perder el ritmo para cuando acabe la cuarentena.

Para la familia Dewey Cavazos, la lectura es sin duda la actividad principal. Incluso su “tiempo en pantallas” de cualquier tipo, depende del tiempo dedicado a leer.

“Leer era un hábito que ya teníamos y tocó que la última vez que fuimos a comprar les había traído uno extra”, compartió. “Ellos solos ya tienen sus listas de cuáles libros les gustaría leer, me fijo en que traiga un mensaje positivo”.

Eloy Gerardo recomienda El único e incomparable Iván por Katherine Applegate; Matteo disfrutó Sobre un rayo de luz. Una historia de Albert Einstein por Jennifer Berne; y Lynette el de Pequeña por Holly Goldberg Sloan.

Linda se mantiene positiva, al cocinar o colorear mandalas, procura que no la vean enojada o preocupada. Llevan un book club familiar, y aun cuando cada quien tenga su libro los leen juntos para al terminar platicar sobre sus historias.

Recomendación para otras mamás

“Hacer una rutina aunque estemos en casa, pasar mucho tiempo en familia. Porque a veces aunque estemos todos encerrados cada quien puede estar en su onda, busquen platicar mucho”

“Estoy segura de que esto también va a pasar, y hay que sacar lo bueno de cada cosa, todo es una lección y hay que sacar lo positivo de cada lección”.

Avatar
360

No hay comentarios

Comentarios cerrados