Los secretos para pagar menos en un Starbucks

Revelaron los secretos mejor guardados de Starbucks para que pagues unos pesos menos.

La próxima vez que vayas a comparte alguna bebida a la tienda de café más famosa del mundo, recuerda tener en mente estos tips para que tu cuenta final tengan pesos de menos.

Lleva tu propia taza, haz que te sirvan tu bebida en ella y recibirás un descuento de $1 peso, sin importar el tamaño de tu bebida.

Suscríbete al programa My Starbucks Rewards, podrás recibir desde una bebida de cortesía en tu cumpleaños (del tamaño y sabor que más te guste)  y refills en tus cafés del día.

Si quieres acompañar tu croissant con agua natural, no es necesario que compres una botella, puedes pedir un vaso de agua alto, grande o venti y éste no tendrá ningún costo para ti.

Si piensas pedir un toque de leche extra en tu bebida alta, pide que te la sirvan en una taza de grande, así no te servirán menos café del que pagaste por dejar el espacio para la leche.

Si quieres comprar un latte o capuccino tamaño venti, te recomendamos pedir el tamaño grande porque ambos tienen la misma cantidad de cafeína; lo único que cambia es la cantidad de leche y espuma y obvio el precio.

¿Vas a trabajar por un buen rato en uno de sus cómodos sillones? Entonces te conviene pedir una prensa de café que te alcanzará para servirte varias tazas. Será mucho más barato que pedir vasos individuales y contaminarás menos.

¡Hazlo en casa! Si tienes una cafetera, puedes ser tu propio barista y preparar tus cafés de Starbucks en casa, solo debes comprar una bolsa de café en grano o molido (según lo requiera tu cafetera) y lo tendrás disponible las 24 horas.

 

Con información de: ELLE México 

No hay comentarios

Dejar un comentario

Su correo electrónico no será revelado