La lluvia también maltrata tu pelo

Llevar una dieta saludable

Todo lo que comemos se refleja en el físico. durante esta temporada es importante incorporar a la dieta alimentos ricos en vitamina b y zinc como los frutos secos, cítricos, lácteos, verduras y pescados.

Sabemos que los rayos UV del sol, el cloro, e incluso el frío pueden llegar a maltratar el pelo, pero no todos saben que la lluvia también.

“En esta época la humedad deteriora la cutícula, lo que convierte al pelo en frágil y propenso a la sequedad. Recordemos que el cabello es un filamento que está recubierto por escamas superpuestas entre sí y cuando estas escamas se abren, se produce el desagradable frizz, la resequedad, la pérdida de brillo y, por consiguiente, su vitalidad; por lo cual es importante poner especial cuidado a la debida hidratación durante esta época del año”, informa Carla Barba, Senior Trendsetter de Odara Professional.

La experta nos compartió algunos tips para cuidar nuestro pelo en esta época del año en la que, después de meses de sol y quizá unas vacaciones en la playa, las lluvias acaban por arruinar nuestras melenas.

Utilizar el shampoo adecuado

Cada melena es distinta, por lo que su cuidado debe ser personalizado al momento de hidratar. Para ello se recomienda utilizar un shampoo que no contenga parabenos o con sulfatos muy ligeros que laven sin lastimar la fibra capilar.

Utilizar el acondicionador

Definitivamente puede ser el mejor aliado durante esta época, ya que otorga cuerpo y peso al pelo además de dejarlo manejable.

Invertir en una mascarilla hidratante

Cuando el pelo se enfrenta a diferentes climas en un mismo día, es importante considerar el cuidado extra. Se puede utilizar una mascarilla hidratante una vez a la semana y se notará la diferencia.

Esta clase de productos se pueden usar diariamente, para proporcionar protección, desenredo y brillo.

Limpiar el cabello mojado por la lluvia

Si de manera inevitable, el pelo se mojó con agua de lluvia, lo recomendable es lavarlo para eliminar la suciedad y acidez que contiene la lluvia y secarlo con una toalla de manera delicada y sin tallarlo.

No hay comentarios

Dejar un comentario

Su correo electrónico no será revelado