Endúlzate el momento

Las bebidas calientes son un alivio para cuando se tiene calor, pues ayudan a regular la temperatura corporal.

Te compartimos algunas recetas fáciles para hacer en la comodidad de tu casa y que además puedes encontrar regularmente en las cartas de diferentes cafeterías, ya sean independientes o comerciales. La versatilidad del chocolate, el té y el café siempre te sorprenderá, ya que las opciones para combinarlos son infinitas.

Vainilla Latte

Se dice que esta bebida tuvo su origen en Berkeley, California, allá por la década de 1950. Treinta años más tarde, una cadena estadounidense comenzó a comercializarla alrededor del mundo y hoy en día es sumamente popular. Prepárala con un shot de espresso, una cucharadita de esencia de vainilla y leche espumada en la máquina de capuccino. Si no la tienes, usa un batidor globo y agita vigorosamente la leche caliente para generar suficiente espuma.

vanilla-latte

Chocolate con chile

Esta bebida que data de tiempos prehispánicos se ha popularizado gracias a que algunas cafeterías han retomado la receta. De sabor dulce y con un final amargo, la puedes hacer en casa. Agrega por cada litro de chocolate caliente, un chile ancho desvenado y sin semillas, con un dash de pimienta rosa. Cuenta la leyenda urbana que esta bebida es afrodisíaca por el chocolate mismo, pues contiene una anfetamina del amor llamada feniletilamina.

taza-de-chocolate-caliente-con-el-chile-33076566

London Fog

Aunque suene muy inglés, esta bebida se comenzó a preparar en Vancouver, Canadá, donde inicialmente era infusionada con hojas de menta. Después comenzó a elaborarse con té tipo Earl Grey con lo cual tuvo mayor éxito. Para prepararlo, pon a infusionar una bolsa de Earl Grey en una taza de agua durante tres minutos. Agrega leche caliente y espumada, y finaliza con la esencia de vainilla. Otra opción: sustituye el Earl Grey por té verde o chai.

beneficios-del-te-chai-3

No hay comentarios

Dejar un comentario

Su correo electrónico no será revelado