CUMPLE SU META EN ALCATRAZ SHARK FEST SWIM

La competencia simula un escape de la infame cárcel de Alcatraz.

Manuel Eugenio Aguirre recorrió la distancia total de 1.5 millas en 30 minutos con 46 segundos.

FOTOS CORTESÍA

Manuel Eugenio Aguirre Leal participó en Alcatraz Shark Fest Swim, quedando en cuarto lugar de la categoría 18- 24 años y 15o en posición general de entre más de 800 nadadores.

Desde niño ha estado en clases, pero fue a partir de los diez años que comenzó a nadar competitivamente. Después de hacer El Cruce de Cancún a Isla Mujeres, deseó adentrarse más en el mundo de la natación en aguas abiertas y “descubrí en una página de Internet que esta era una de las competencias más importantes a nivel mundial”, explicó.

Consiste en nadar desde la isla de Alcatraz hasta la costa de San Francisco, con el propósito de simular un escape de la infame cárcel de Alcatraz. Decidió participar porque estaba buscando un reto capaz de sacarle de su zona de confort, “iba a ser algo totalmente diferente de todo lo que había hecho antes y eso me emocionaba mucho”.

Se preparó entrenando seis días en la alberca donde nadaba semanalmente alrededor de 30 km- y cinco días de entrenamiento físico en gimnasio a la semana. Además, cuidaba su alimentación: su dieta consistía en muchos carbohidratos, para aumentar un poco su porcentaje de grasa corporal y poder aguantar las temperaturas frías del mar.

Aumentó un poco su porcentaje de grasa corporal para poder aguantar las temperaturas frías del mar.
Aumentó un poco su porcentaje de grasa corporal para poder aguantar las temperaturas frías del mar.

Sin embargo, lo más complicado fue lo mental. “Era muy difícil no pensar en todos los aspectos que estaban en mi contra: el cansancio, el frío, la fuerte marea, la neblina, etc. También siempre existía el miedo de que algún animal estuviera acechando por la zona.

“Era muy difícil no pensar en todos los aspectos que estaban en mi contra: el cansancio, el frío, la fuerte marea, la neblina, etc. También siempre existía el miedo de que algún animal estuviera acechando por la zona”.

Con la ayuda de su familia, comenzó a nadar de manera competitiva a los diez años.
Con la ayuda de su familia, comenzó a nadar de manera competitiva a los diez años.

Quedó en cuarto lugar en su categoría (18-24 años) y 15o en posición general. Recorrió la distancia total de 1.5 millas en 30 minutos con 46 segundos. De los 800 participantes, solo 400 lograron terminar.

“Fue muy importante haber conseguido estos resultados, ya que logré algo que no pensaba que era posible para mí, y sé que este resultado se debe a mi esfuerzo dentro y fuera de la alberca”, expresó.

A futuro, buscará seguir explotando su potencial y participar en más competencias de aguas abiertas, así como obtener cada vez mejores resultados.

A partir de los diez años comenzó a nadar competitivamente.
A partir de los diez años comenzó a nadar competitivamente.

¡CONÓCELO!

• Edad: 18 años

• Años practicando natación: 9 años

• Equipo: normalmente en mis entrenamientos uso traje de baño, goggles y gorra de la marca Speedo. Para esta competencia utilicé un wetsuit de la marca Rōka.

• Anécdota más especial en el deporte: esta competencia en Alcatraz.

• ¿A quién dedicas tus logros? Yo le dedico todos mis logros a mi familia, ya que siempre me apoyan en todo lo que me propongo y si no fuera por ellos nada de esto sería posible.

SWIM

SWIM

Facebook Notice for EU! You need to login to view and post FB Comments!
Carolina García

Nació en Saltillo, Coahuila en 1995. Ama la lectura y narrar historias. Es licenciada en comunicación por la Facultad de Ciencias de la Comunicación de la Universidad Autónoma de Coahuila. Participó en las antologías de cuento: “Imaginaria” (2015), “Los nombres del mundo: Nuevos narradores saltillenses” (2016) y “Mínima: Antología de microficción” (2018).

No hay comentarios

Dejar un comentario

Su correo electrónico no será revelado