Brie Larson una actriz de acción

 La actriz comparte su experiencia con el personaje de Captain Marvel en la nueva versión ‘Avengers: Infinity War’

Por Fabián Waintal

El Oscar no cambió demasiado a Brie Larson. Para nada. Sin aires de diva, es la primera en sostener la puerta para darle paso al que quiere entrar, sin esperar algún asistente. Y es también la primera en reirse cuando se lo remarcan. La fama no le cambió la personalidad. Pero cambió por completo su carrera. Después de protagonizar nada menos que la superproducción de King Kong, dirigió su primera película y entró al mundo de superhéroes con el rol de Captain Marvel de la próxima versión de ‘Avengers’. Ya no está encerrada en una habitación, como en aquella película ‘Room’ donde ganó el Oscar como Mejor Actriz. Todo lo contrario. Las puertas de Hollywood y el éxito, están más abiertas que nunca.

 ¿El Oscar no cambió hasta cierto punto tu estilo de ver el cine o las películas que aceptas?

La verdad, yo siempre fui muy selectiva con el estilo de cine que hago porque pienso que es una increíble oportunidad.

 ¿Incluyendo King Kong?

 (Risas) Fue muy entretenida. Yo tampoco quiero ser alguien muy famosa pero filmar una película grande como King Kong trae cierta compensación que también significa menos privacidad. Con cada nuevo rodaje siempre renuncio a algo y por eso también me cuestiono cual es la verdadera compensación, si vale la pena. Puede llegar a sonar extraño pero yo crecí con un poster de la versión original de King Kong en el living de casa. Soy ese estilo de mujer que da miedo (Risas).

Como la mejor forma de esconder su verdadera identidad, Brie Larson es solo un seudónimo porque en sus documentos figura con el nombre real de Brianne Sidonie Desaulniers, con la fecha de nacimiento del 1 de Octubre de 1989, en la ciudad de Sacramento, la capital de California. Sin haber pasado por una escuela pública, Brie estaba estudiando en su casa, cuando empezó a tomar clases de actuación en el American Conservatory Theater (en la época en que sus padres se divorciaron y ella se mudó a Los Angeles, con la hermana y la madre). Con apenas 12 años, ya estaba trabajando en televisión, en la comedia ‘Raising Dad’ con Bob Saget. Y fue en aquel entonces que decidió adoptar el apellido Larson de la bisabuela sueca, además de acortar su primer nombre “para que fuera mucho más fácil de pronunciar”. Tuvo un pequeño personaje en la película ‘13 Going on 30’ con Jennifer Garner y también apareció con Jonah Hill y Channing Tatum en la versión en cine de la serie ‘21 Jump Street’ (donde se había hecho famoso Johnny Depp). Es por eso que sorprendió tanto con el rol protagónico de la película ‘Room’ al ganar el Oscar como Mejor Actriz, sin ser tan conocida, ganándole incluso a otras estrellas como Jennifer Lawrence o Cate Blanchett. Y después de haber entrado al mundo de las superproducciones con ‘Kong: Skull Island’ con Samuel Jackson y Tom Hiddleston, volverá a verlos en el universo de los más famosos superhéroes con el rol de Captain Marvel y la inevitable fama de superheroína.

Captain Marvel será la primer heroína de Marvel que tendrá su película en solitario

 

¿Antes del Oscar imaginabas que ibas a trabajar en una superproducción de superhéroes como tu personaje de Captain Marvel en ‘Avengers’?

 No soy una persona para nada ambiciosa. No tengo metas específicas. Ser actor de hecho es un trabajo bastante pasivo. Lo importante es el material que se crea en un período de tiempo específico. Y supongo que los actores se pueden cegar por el concepto de tratar de cumplir ciertos objetivos en vez de ver lo que está disponible delante de tus ojos.

¿Volvemos al tema de la fama?

Como actriz es difícil imaginar que nunca hayas pensado en el objetivo de ser famosa… – Al ser tan introvertida amo la privacidad, porque para mí, no es fácil ser actriz. Hasta que se estrenó ‘Room’, yo incluso estaba constantemente al borde de la quiebra, a punto de mudarme con mis padres. Mucha gente cree que yo siempre tuve una carrera constante y lucrativa pero para ‘Short Term Twelve’ (2013) apenas me habían pagado ochocientos dólares y me pasé un año promocionándola. El negocio del espectáculo no es tan glamoroso. Es muy pero muy difícil.

 

“El Oscar es algo que te dan, como un doctorado al final de tu nombre… y hay que seguir trabajando

 ¿Qué es lo más difícil de todo?

 Cuando todo el tiempo dicen que no soy esto o lo otro ni que soy demasiado así… es una búsqueda constante por encontrar un punto medio, un centro en común.

 ¿Cómo logras encontrar ese centro?

 Yo pasé demasiado tiempo soportando que me noquearan, para levantarme y preguntarme una y otra vez por qué hago esto, por qué vuelvo a hacerlo de nuevo. Y supongo que naturalmente me di cuenta que la pasión va más allá, no tiene nada que ver con el ego. Al menos yo, quiero servir a una historia y los personajes, quiero destacar mucho más la humanidad en el mundo. Y cuando acepto un personaje, es un sacrificio. Con cada rol, hay cierto sacrificio. Y al menos yo quiero interpretar personajes, mantener el misterio en la gente, porque si me conocen demasiado ya no va a ser tan divertido cuando me vean como otra persona. Me van a ver solo a mi con una máscara, en vez de creer lo que la máscara es.

 ¿La fama te trajo algún problema en particular?

Yo no soy realmente famosa, al menos no tuve ningún problema con la fama… todavía. Es más: cuando decidí dirigir mi primera producción ‘The Unicorn Store’, estaba nerviosa porque tenía que salir a las calles de Los Angeles pero no me reconoció una sola persona. No tuve un solo problema y siento que tengo suerte porque no hay ninguna razón para creer que mi vida es algo diferente a lo que era antes del Oscar

 ¿El Oscar no marcó para nada una diferencia en tu vida?

 En mi carrera, sí. El Oscar definitivamente cambió la percepción de mi carrera. Hablé del tema con Jennifer Lawrence y ella dice que es nuestro estilo de doctorado. Es una buena forma de definirlo, sin sentirlo tan extraordinario. No es algo que hay que tratar de mantener. Es algo que te dan, como un doctorado al final de tu nombre… y hay que seguir trabajando. Cambia algunas cosas en tu carrera, pero yo sigo preguntándome si soy buena como actriz. Todavía me levanto a la mañana planteándome si soy la mejor persona que puedo ser, si estoy haciendo lo mejor que puedo en este mundo. Nunca siento que todo está bien y ya tengo asegurado mi futuro por el resto de mi vida.

 ¿Cómo describirías al menos la experiencia de haber logrado el mejor doctorado del Oscar?

 Supongo que la mejor forma de describir semejante experiencia… se siente como ese momento donde ‘Cenicienta’ está vestida con el mejor traje, se cae en cámara lenta, cuando sale corriendo, mientras el carruaje se convierte en un zapallo. Así se siente. En aquel entonces, yo estaba filmando ´King Kong’, en medio de una rutina donde no me lavaba el pelo y me llenaba mis uñas de tierra, repleta de moretones y cortes en el cuerpo, hasta que terminaba el fin de semana con la mejor manicura para quitar hasta el último grano de tierra, calzando mis pies en los mejores zapatos con taco alto en vez de las botas embarradas que había usado el resto de la semana. Fue una buena forma de mantener mis pies sobre la tierra literalmente, para pasar de la jungla y la naturaleza a los más extraños escenarios glamorosos de este mundo como son los premios, en un ámbito que nunca antes había visto con tantas luces brillantes.

Room es una película canadiense-irlandesa de 2015, dirigida por Lenny Abrahamson y escrita por Emma Donoghu

Las luces brillan todavía más en el universo de los superhéroes en el cine, donde Brie Larson está detrás del personaje de Captain Marvel en la nueva versión ‘Avengers: Infinity War’, como el mejor anticipo de su propia superproducción, programada para el año 2019. Con una versión parecida a Mujer Maravilla (pero con Marvel en vez de DC Comics), con la compañía de otras superestrellas como Scarlett Johansson o Chris Evans, Samuel Jackson y Chris Pratt, todo es cuestión de tiempo. Tarde o temprano, Brie tendrá que aceptar los superpoderes de la fama, detrás del Oscar.

 ¿Qué es lo que tanto te gusta del universo de los superhéroes de Marvel?

 Siempre me gustó la mitología desde que era muy jovencita. La mitología griega digo. Me acuerdo cuando la había aprendido en cuarto grado, igual que la historia de Egipto. Son épocas que se quedaron muy grabadas en mi memoria, porque me parecen tan hermosas como interesantes. Y me encanta que los personajes de superhéroes le dén un rostro a una alegoría. No hablamos de nuestro mundo, ni las luchas entre un país y otros. Tratamos con planetas y un término de palabras completamente diferentes, en un lugar que me parece mucho más seguro para la gente.

 ¿Y vas a volver al cine independiente después del superhéroe planeta de las superproducciones de Hollywood?

 Seguro, sí, seguro.

“Yo tampoco quiero ser alguien muy famosa pero filmar una película grande como King Kong trae cierta compensación que también significa menos privacidad.

21 Jump Street fue una producción de acción policial creada por Patrick Hasburgh y Stephen J. Cannell.

 “Al ser tan introvertida amo la privacidad, porque para mí, no es fácil ser actriz. Hasta que se estrenó ‘Room’, yo incluso estaba constantemente al borde de la quiebra, a punto de mudarme con mis padres. Mucha gente cree que yo siempre tuve una carrera constante y lucrativa pero para ‘Short Term Twelve’ (2013) apenas me habían pagado ochocientos dólares y me pasé un año promocionándola. El negocio del espectáculo no es tan glamoroso.

“Quiero mantener el misterio en la gente, porque si me conocen demasiado ya no va a ser tan divertido cuando me vean como otra persona. Me van a ver solo a mí con una máscara, en vez de creer lo que la máscara es.” sabores

No hay comentarios

Dejar un comentario

Su correo electrónico no será revelado