Widgets Magazine

Aprende a distinguir tu taza de café

Conoce más sobre el café de especialidad

El mundo del café está lleno de sabores y técnicas; sin embargo, en el mercado hay muchas trampas como empaques brillantes, calificaciones engañosas y granos sospechosos. Entonces, ¿cómo distinguir entre un verdadero café de especialidad y un café comercial? Consultamos con Adriana Chaparro, maestra de The Coffee Matters School y barista senior en Sanremo Latinoamérica, quien cuenta con certificaciones internacionales de té y café. “Cuando comienzas a especializarte, te das cuenta que hay más en una taza de café que sabores intensos o cargados. Hay una gama muy amplia de aromas y experiencias,” nos cuenta Adriana.

 

¿Qué diferencias hay entre el café comercial y el de especialidad?

Para que un café pueda considerarse de especialidad debe tener calificación de entre 85 a 90 puntos. Hay quienes disfrazan su baja puntuación poniendo en lugar de puntos, el tueste. Eso no sirve.

 

COMERCIO JUSTO

El café comercial compra granos en grandes cantidades y paga a agricultores, productores y cortadores hasta 20 pesos por kilo, cuando lo puede vender hasta en 500 pesos ya empacado.

 

¿Qué consejos nos das para preparar un buen café en casa?

Seleccionar café de marcas no conocidas y más bien revisar de dónde viene, sus puntos de calificación.

Hay que revisar que los granos no brillen; cuando son muy brillosos significa que sus aceites han quedado expuestos y éstos son malos para los equipos de café y, sobre todo, para nuestros cuerpos: pueden ocasionar desde acidez hasta gastritis. Por eso hay que buscar granos de tono mate, de color marrón, no tan oscuro.

 

MOLINO CASERO

Conseguir molinos caseros porque, después de un día de haberse molido, el grano pierde la mayor parte de su sabor y aroma.

 

 

 

CAFÉ COMERCIAL

Ya en la taza, el sabe a semilla y termina en el paladar con un gusto seco, a ceniza y tabaco.

 

CAFÉ DE ESPECIALIDAD

Desde el primer trago, te llena de varios elementos el paladar: el cuerpo es más bajo pero dorado, con sabores frutales, cítricos y, sobre todo, mucho más agradables.

 

 

 

 

No hay comentarios

Dejar un comentario

Su correo electrónico no será revelado